viernes, 27 de septiembre de 2013


La educación para la paz ha experimentado un desarrollo importante en los
últimos 20 años, Exige un esfuerzo de participación y una capacidad crítica para facilitar
el paso de una cultura de guerra a un cultura de paz.
Se trata de ayudar a todos los ciudadanos a observar y reflexionar sobre el
conjunto de la tierra y de quienes la habitan. De escuchar a los jóvenes y ser
escuchado.
La educación para la paz ha de ser considerada como contenido transversal
de la educación. La situación actual, los conflictos interétnicos e interculturales
, la exclusión y la marginalidad, las sociedades pobres y las ricas son cuestiones
que reclaman una educación par la paz.
De la cultura de imposición hemos de pasar a la cultura del diálogo y participación, solidaridad, compromiso, tolerancia y respeto. Es necesario construir
otro mundo en el que podamos asegurar a nuestros descendientes el futuro.
La paz es un comportamiento, es traducir a la práctica los principios de convivencia, de solidaridad, de fraternidad. Sólo así «vendrá el amanecer (y) brillará mucha luz en nuestro camino».
Palabras clave: paz, ciudadanía, educación para la paz.

No hay comentarios:

Publicar un comentario